“Un día estás tranquilamente estudiando gerontología en España y al otro llega el COVID-19”

Nos llegan más y más historias de esta pandemia. Esta vez, desde la hermosa ciudad de Granada (España), ubicada en la animada Comunidad Autónoma de Andalucía.

Esta es una pequeña entrevista realizada a un querido vecino de Valparaíso que se encontraba cursando sus estudios de gerontología en esta ciudad, poco antes de que el virus conocido como COVID-19 comenzó a hacer estragos en el viejo continente.

Eduardo Fuentes González es kinesiólogo y tiene 33 años. Es oriundo de la ciudad puerto y está viviendo en Granada (España) hace 7 meses, desde el primero de Octubre de 2019, cuando empezó sus estudios de Máster en Gerontología en la Universidad del mismo nombre (UGR), a al cual fue invitado por el reconocido profesor de psicología, Dr. José Luis Cabezas.



¿Cuáles fueron tus primeras impresiones cuando inició la crisis del COVID-19 en España?

 

Mi primera impresión fue que aquí estaría controlada la situación, ya que España tiene una buena atención sanitaria y ya se estaba observando lo que estaba ocurriendo en Italia, con la cantidad de contagios.

Si bien, hoy (06.04.2020) España es el segundo país europeo con mayor cantidad de contagios, contamos con un buen pronostico, ya que hoy se registró una baja en los casos con respecto a los días anteriores. Aquí realmente se toma en serio la cuarentena, casi nadie anda por las calles.

 

Centrándonos en las personas mayores y los profesionales que trabajan brindándoles atención ¿Qué es lo que más te ha llamado la atención sobre la actualidad de la crisis y cómo te sientes respecto?

 

Me llama mucho la atención que en las residencias se han tomado todas las medidas sanitarias posibles. El compromiso de parte de los profesionales, quienes están viviendo el aislamiento junto con los mayores. Los profesionales no salen de las residencias para evitar los contagios. La ayuda desde distintos grupos u ONGs, que brindan material sanitario de protección hacia las distintas residencias de España, mascarillas sobre todo, que hoy en día escasean.

En programas de apoyo, como la del Aula de Mayores de la UGR, los alumnos están llamando las personas que tienen riesgo de soledad. También hay personas que se ofrecen a hacer las compras de los mayores, etc.

La verdad me siento un poco triste porque aquí, como sanitario, no puedo hacer mucho más que quedarme en casa y esperar que los días pasen. Estar encerrado no es fácil, pero por otro lado lo tomo como reflexión y me ayuda a ponerme en el lugar de las personas mayores que viven este confinamiento, día a día, estamos vivenciando lo que es el aislamiento social en “carne propia”, incluso algunos tipos de soledad, física, emocional y social.

 

¿Qué es lo que se comenta que pasará por allá en los próximos días?

 

Se prevé una baja de casos de contagios y una alza en el número de personas recuperadas, pero aún así, la vuelta a la normalidad se espera recién para junio-julio aquí en España.

El aislamiento social y el confinamiento en los hogares esta dando resultados, aquí ya se decidió la suspensión de clases en todo lo que respecta al 2020 y mantener el teletrabajo. Los trabajos no esenciales están suspendidos hasta la tercera prorroga de la cuarentena que sería el 26 de abril del presente año.



¿Qué mensaje nos quieres enviar hasta Chile?

 

El mensaje que quiero enviarles hasta Chile es de que tomemos conciencia y permanezcamos en nuestras casas.

Si bien allí no se ha declarado una cuarentena total como aquí en España, en donde solo esta excusada la salida para comprar en farmacias y supermercados, o asistir a bancos y centros de atención sanitaria, se ha demostrado que aislamiento social es un buena medida para frenar la expansión del virus.
Por favor, tomemos conciencia por lo demás, no por uno, ya que es un virus que afecta en gran medida al colectivo de las personas mayores. Cuidemos a nuestros mayores, ayudémoslos a hacer las compras, acompañémoslos si necesitan asistencia, escuchémoslos, llamémoslos a través de videollamadas.
Tener calma y aprovechar este momento para reflexionar y conectarnos nuestro “yo” interno y con nuestras familias. Usemos positivamente el tiempo que casi nunca dedicamos, por el agitado ritmo de vida que llevamos.




En mi opinión España tomó las medidas de confinamiento de forma tardía ya que recién cuando el gobierno decreto el “estado de alerta”, las comunidades autónomas tomaron en serio la cuarentena. Como aquí el tema funciona por Comunidad Autónoma, las autoridades no se ponía de acuerdo en cuanto a la suspensión de clases o de actividades laborales no necesarias, por lo tanto, no esperemos a que los números de contagios se disparen en Chile para tomarle el peso a la cuestión.

5/5
Javiera Sanhueza

Javiera Sanhueza

Socióloga (Universidad de Valparaíso) y Máster en Gerontología, Dependencia y Protección de los Mayores (Universidad de Granada). Más conocida en redes sociales como Javiera La Envejeciente. Fundadora y Directora de Pensar Sin Edad - Revista Digital, influencer en envejecimiento y adultez mayor, activista en favor de los derechos de l@s adult@s mayores y del derecho de tod@s a envejecer con calidad de vida.

Comparte en tu red social favorita:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *