Atardecer

Camino por la avenida y ya siento bajo mis pies, que se viene el otoño.

Las hojas crujen al romperse en mil pedazos y en silencio sutil me recuerdan, que la vida es una estación que señala con inclemencia, el paso avasallador del tiempo.

Viento, vuelve la esperanza y deja que duerman aferradas con la calidez de un niño en el pecho de su madre y libren como ellos la savia del amanecer.

Detente brisa … detente, deja que que se abriguen mis alas, para cuando llegue a la última parada y el roció de la mañana en torrentes se vuelva, anunciando que volverá a vestir de color las hojas que sepultó, cuando yo, caminante, iba por la alameda.

5/5
Rosa Alquinta

Rosa Alquinta

Nací en la ciudad de La Serena. Toda la vida me gustó la poesía. Escribo desde niña.

Comparte en tu red social favorita:

Share on facebook
Facebook
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn