¡Chau referentes!

Ser mujer envejeciente en el Siglo XIX a través de una poderosa composición literaria, creada por nuestra bloguera colaboradora desde Argentina, Ana Rosa Abrahín.